Salvando 'Babilonia'

 ¿Qué haría Janete Clair si te le tocara salvar Babilonia?


Seguro no le cambiaría la profesión a una posible prostituta, ni trataría de redimir a una villana incomprendida, máxime, cuando sus 'defectos' son su marca y mayor atractivo.

Eso sería como decirle maquíllate a alguien que padece de cáncer. O ponerle una curita, cuando requiere de una compleja operación...

No que en el pasado el propio Braga no lo haya hecho y con éxito.

El polémico Beija-flor de El dueño del mundo (1991) de marginal sin remedio, acabó en ejemplo de virtudes en una movida que parecía simple pero fue efectiva.

Aún así, hoy parece poco...

Mucho menos, aumentaría las escenas de una pareja, cuya química está en duda, pues no haría más que multiplicar el desagrado que estos causan, como sucedió en otra de sus tramas, la sosa Paraíso tropical, cuyos protagonistas largo tiempo no convencieron a la audiencia.


La Maga de las 8 se vestiría de novelón. El más estricto y augusto novelón, sin ambages, ni miedos, cuya única lógica fuera la emoción.

¿No lo hizo en Anastasia, la mujer sin destino? De un plumazo borró a todo el que sobraba en la caótica novela del 67, incluso al que sabía el gran secreto de la trama. Pero la escritora, supo conducir esta historia, ambientada en la Francia del s. XVIII (muy al estilo de la entonces directora de los dramatizados globales, la cubana Gloria Magadán). Al punto que hasta hoy se recuerda el famoso terremoto de Anastasia.

Mandar a la protagonista al cadalso sería otra opción de la Maga. Pero Regina no 'se resolvería' con un par de azotes de la vida, como Marcia (también de El dueño del mundo), pues desde que salió Babilonia, está sufriendo y hasta ahora no ha recabado simpatías.

¿Entonces cuál es la fórmula? ¿Invertir los caracteres? ¿Trocar los pares y enamorar al que no estaba enamorado y quitarle el sentimiento al que sí?

¡No! ¡Nuevamente lo decimos: es el culebrón!

Janete Clair, se iría al Medio Oriente, donde mismo empezó el drama... De Dubái traería a un jeque ¡sí, un jeque! No aquel a quien Inés (Adriana Esteves) planeaba 'venderle' a la hija (Sophie Charlotte). A su hijo.

Un galán 'árabe', de romper corazones, que vendría, enamorado a buscar a la joven que lo cautivó, mientras figuraba en el harén del padre...

En un yate descomunal - también llamado Babilonia, para re-justificar y recalcar el nombre - vendría al Brasil y ofrecería una espléndida fiesta, con el fin de seducir a su amada que, sin embargo, sigue presa del cariño del inmoral Murilo (Bruno Gagliasso).

Zayn-Zali: Enamorado de Brasil, el joven multimillonario árabe busca 4 brasileñas para casarse. La oferta es de ¡90 millones! de reales por cada una...  Jeque árabe ¿realidad o fantasía?

Inés vería los cielos abiertos y haría todo por unir a la hija al 'príncipe del desierto'

Pero como Dios escribe recto en líneas torcidas, una vez más, Regina se interpondría en su camino. La batalladora joven, operaria del ramo gastronómico, participaría en el festejo... digamos, de mesera (como organizadora o responsable del catering, sería demasiado, habida cuenta que apenas posee un quiosco en la playa). El pago es bueno. El padre de la hija ha fallado nuevamente con la pensión alimenticia y la presiona un pago inminente.

En la fiesta, todo glamour, como suelen ser los cocteles de la Globo, estaría a punto de descubrir que Beatriz (Gloria Pires) es la asesina del padre. Una vez más, Inés, trae el asunto a colación y está dispuesta a abrir el juego. Convida a la chica, para desenmascarar a la rival y cuando está a punto de dar el puntillazo, ¡aparece el jeque! convocado por un posible escándalo de la pobre favelada ('noblèse oblige'!).

Quien sabe de novela, imagina lo que viene entonces: ¡sí! ¡adivinaron! ¡un amor a primera vista! El joven millonario, que vino a Brasil, atrás de una pasión no correspondida, queda prendado de otra, totalmente inesperada.

Salvada por la campana, Beatriz entiende que es el único modo de alejar a Regina de su entorno (y al mismo tiempo, joder de nuevo a su rival eterna). Una mujer 'feliz' es una mujer realizada. Y la venganza no entra en los planes de quien lo tiene todo en la vida, piensa. Por ende, empieza a invertir en la relación del jeque y la favelada.



A Inés no le hace ninguna gracia, quiere jugar la carta del chantaje, pero un hecho peor, del lado de ella, invalida sus pruebas incriminadoras.

Obviamente, Regina sigue conectada con Vinicius y no le hace caso a los embates del rico potentado. Pero son demasiadas decepciones y un encanto que, ni siquiera ella, que ya no cree en el amor, puede pasar por alto.

Inés, no descansa para separar a la pareja y queriendo alejar a la contrincante para siempre le monta una trampa, quizás en ese mismo yate Babilonia, donde Regina resbala y cae (metafóricamente hablando).

Creyéndose culpable de algún delito atroz, la joven se ve precisada a huir (pues 'la soga siempre revienta por el lado débil'), pero cuál no será la sorpresa de la abogada cuando, avisado por Beatriz, el jeque entra en el juego y le propone a Regina protección ante el supuesto delito.

Regina vacila. Mucho. Pero no le queda otra. En complicidad con Beatriz, el árabe, monta un esquema (sí, porque tiene que tener alguna culpa, para que al final, su romance, decaiga) y logra sacarla del país (cosa fácil, pues el supuesto muerto, está vivito y coleando).

Dubai: lujo y modernidad... desperdiciados en sólo dos capítulos

Alice, que para ese entonces podría haber desarrollado el sentimiento que tanto le reclamó el jeque, queda arrasada y vuelve a las andadas con Murilo (la opción de Evandro es, francamente, gris, porque Cassio Gabus Mendes, está lejos de un galán otoñal como un Antonio Fagundes o Tony Ramos - habituales en este tipo de parejas disparejas).

Vinicius, por su lado, recibe una versión distorsionada: la mujer digna y honesta que tanto ama, huyó del Brasil, con un rico petrolero, en una esquema que roza el descaro y la prostitución.

En Dubái - ya tenemos imágenes de stock - Regina tiene que aprender a vivir la nueva vida y a amar a su 'salvador' imaginario. La joven se pule toda la vulgaridad que tanto rechazo provoca y empieza a codearse con lo que más vale y brilla (muy a pesar de la supuesta culpa, ya que Dubái y Brasil, son como el sol y la luna... a pesar de la proximidad que hoy impone la tecnología).

Simone simula accidente, huye y adopta otro nombre en Selva de Piedra
Otra identidad, otro estilo, un amor reconfortante que la va ganando, a pesar de ser arisca en un principio, la transforman en una persona diferente, que va a estar lista para el retorno (¡el clásico retorno, desde Selva de piedra, hasta Lado a lado, pasando, claro está, por Dancin' Days y su Julia Matos!).

Todo esto en un mes y tanto, dos cuando más (no para que dure toooda la novela, ya que se supone que tras estas cirugías a corazón abierto, la trama deba cuajar y las audiencias dispararse... vamos a pensar que sí).

Un hecho inesperado, hace a Regina, La Reina, volver al país, cuando descubre que el 'muerto que ella asesinó, goza de perfecta salud'. Todo, en el momento exacto que él le había propuesto matrimonio y ella estaba a punto de aceptarlo.

El jeque tiene que fingir sorpresa ¿qué otra opción le queda? Todo se complica, cuando Regina descubre que la hija está enferma o tuvo un accidente y tiene que volver. Ahora no hay obstáculos, tiene que hacerlo.

La propia Inés podría ser la causa de una y otra cosa, al descubrir el destino de la antigua favelada (otro elemento de misterio, pues, en apariencia desapareció, sin saberse adónde).

Qué difícil justificarle a una hija una injustificable ausencia. La niña se niega a aceptar la madre. El jeque sigue como héroe. Vinicius no quiere saber de Regina. Inés empieza las intrigas, pues esta vez la hija, sí quiere unirse al millonario. Las trampas comienzan a llover para perjudicar la armónica relación de ambos. Y para colmo, Vinicius - que es adoptado, a menos que los autores no se acuerden - resulta ser hijo de una de estas dos criaturas del mal, Beatriz o su enemiga.

Y así tendríamos novelón para rato, con la consiguiente oscilación entre galán 1 y galán 2 y el cuadrado amoroso que podría conformarse con Alice, en la otra punta (aunque no se podría olvidar a Murilo).

Esta podría ser la 'nueva Reina'

También vincular los demás núcleos que se integrarían o incluso desaparecerían (como el de Gabriel Braga Nunes que, como sugerimos meses atrás, podría ser el protagonista del quién mató del momento - aunque según Ricardo Linhares, Babilonia no tendría uno, como las últimas tres novelas del grupo).

Así lo resolvería Janete Clair - más bien yo, jugando a psicografar sus intensos enredos - pero no el trío de autores que, hasta ahora, apuesta por soluciones grises para una trama que hasta ahora sólo ganó color gracias a los ajustes en el software y la fotografía. Nada más.

No habrá más besos gays. Habrá más 'romance' (aunque la mayoría de las parejas no nos inspiren). La ninfómana se enamorará y encontrará la horma del zapato. Y la futura chica-problema, se volverá casi monja de clausura, apostando por sentimientos nobles y altruistas, cuando en Dubái, como bien dijo una crítica reciente, estaba dispuesta a casarse con un jeque centenario... sin hacer demasiada resistencia.

¿Qué será más la incapacidad o la indiferencia? ¿O ambas combinadas? Por lo que se ha visto hay de todo un poco. Lo que no hay es voluntad para escribir NOVELA. Y buscar quien lo haga.

Este trabajo podría inaugurar una sección que hacía un tiempo veníamos pensando: "Si yo hubiera escrito..." (tal telenovela) La idea es publicar versiones de los internautas y fans de conocidas telenovelas brasileñas. 


PS. La historia del jeque fluyó sola, antes de descubrir que había un millonario árabe buscando brasileñas para casarse. O sea la realidad supera la ficción... 

Ojo, delirante y todo, la historia previa tiene copyright y sólo podría utilizarla la Globo... para 'salvar Babilonia', cosa que seguro no sucederá ;) © 

4 comentarios

  1. jajajajajaja....ah Novoluar, es que lo que necesita la novela es eso, emoción, suspenso e indecisión entre uno y otro amor, puede generar eso, algo que movilice, la verdad es q llama mucho la atención cuanto les cuesta contar una historia!!
    Ahora los rumores cuentan que Silvio Abreu editó en 5 o 6 capitulos de doce que ya tenían grabados, otros dicen que está escribiendo los capítulos nuevos, en fin.
    En un artículo de uol sobre las opiniones sobre la novela tomando algunas respuestas, como ejemplo de aquelo de lo que + se quejan los internautas, las venganzas, las historias repetidas, los malvados muy malvados, y una protagonista demasiado buena, son los topicos blanco de critica,...pero todo eso.... va a estar en Favela Chic!!! la novela que viene, la protagonia Toia (igual q Nina) busca vengarse, esta vez no de la asesina del padre sino del padre rico que nunca se hizo cargo de ella! Y hay varios villanos Tony Ramos, Alexander Nero y Du Moscovis, interpretaran a tres de ellos...no hay nada nuevo para Carneiro, venganza de nuevo? Será que a él la critica y el público le perdonaran sus deslices narrativos y lejanamente creativos?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo de Silvio, lo comenté en otro blog (Coisas de novela) ¡y puedes creer que me 'plagiaron' el comentario! jajaja.

      Dos días antes de que formalmente se hablara de su intervención, dije... ummm ¿qué pasará que fulano no está actuando? Y luego, textualmente, que aunque GB - si algo escribía - haya ajustado la novela, veía la mano de Silvio como en el 91, con las transformaciones.Y la vida me dio la razón (como siempre, jajaja).

      Al otro día salió un escrito diciendo que Babilonia era como El dueño (cosa que dije aquí y allá varias veces) 2015 y que como entonces Silvio metía la mano. No hay ética en la web.

      Al final, la vida - también - obligó a los autores a acelerar la trama. Si no hubieran hecho lo mismo que en PT e IC, porque según Linhares esas líneas estaban previstas para el cap. 80. ¿Se puede ser más INEPTO? Tener dos novelas medio fracasadas por la misma razón e insistsir en la fórmula de ahorrar novela para tener una ¿?

      La queja de la falta de música PARECE que se ha canalizado. Las escenas poco a poco gananron más 'revestimiento' musical y las situaciones tensas llevan su apoyo. Pero sigue la 'bendita' cámara en mano, irritando la vista.

      Ahora, fíjate que la audiencia subió de 24 a 29, o sea, que 'algo' empezó a funcionar.

      Eliminar
    2. Y en cuanto a FCh, quizás sí, quizás no... El problema de Babilonia fue/ es más de tratamiento, que de contenido (aunque su contenido es nada, tanto que es imposible sacarle lascas y tienes que 'viajaaaar', como se dice en portugués, irte por la fábula más enrevesada y fantasiosa, para poder 'rescatar' la novela, porque si al menos dijeras, unimos aquí, quitamos allá, hundimos más el bisturí en esto, pero es que esta, igual que la mayoría de las novelas que estamos viendo, NO TIENEN UNA HISTORIA REAL, tienen, cuando más un tratamiento).

      Entonces, si Carneiro insiste en sus golpes, como tiene un público cautivo, puede que se eche a la gente en un bolsillo. Habrá millones que no la vean, pero tendrá unos 5 puntos de reserva, que son 'fan'.

      Pero cualquiera resbala y cae, como dije de Regina, y cuando la gente es demasiado oportunista y repetitiva, se le pasa la cuenta ¿o no pasó con BRB que venía de una estela de éeeexitos? Nadie aguantó Semejanza, en el 2002.

      Mi pronóstico es que la historia, con su toque de sordidez, ambiente desagradable ('la genialidad prefabricada' de la que he hablado, el circo de los horrores que muestra la belleza de lo feo), puede naufragar. Lo que es seguro que no tendrá esa aaaaudiencia, en primeras, porque Ibope se ajustó... ya por ahí, las otras cifras serán difíciles de alcanzar.

      A su favor tiene los problemas de esta, como Em família, y la gran expectativa que genera. Pero en Babilonia todo puede sucer. La novela puede 'dar a volta por cima' y remontar. Y como dicen a la tercera va a la vencida. Tampoco olvidemos que La favorita empezó con un rating bajísimo, así que la 'infalibilidad' de Joãozinho, está en veremos.

      Eliminar
    3. A mi humilde entender fue Aguinaldo el que perjudicó un poco Babilonia, siii...parece loco pero no, la gente se sintió defraudada y medio estafada con la muerte del protagonista de Imperio...q le cortó de cuajo el entusiasmo por una historia nueva.
      Por otro lado, los de A regra do jogo, titulo oficial de la novela de JEC, deben estar más que aliviados, porque el presente fracaso de B, hace imposible que ellos caigan más bajo, por lo tanto será el mismo efecto que tuvo EF con respecto a I, como no puede ser peor, se la considerara mejor. Ahora si B fuese un éxito sería otra la presión para mantenerlo...además del elenco no me gustan ni Nero ni Giacomo...pero bueno habrá q ver...aunque no me entusiama no, estan repitiendo por enésima vez AB x cable, y todo es tan repetido SI, las mismas frases de Nina buscando venganza, enrolando todo con Jorgito y Carmina y Max, pasan las semanas y sigue en lo mismo...se comentó q Carneiro quería hacer algo distinto al inicio, dedicar las dos primeras semanas solo a los 6 principales personajes...sera? aguantara el ibope?
      Volviendo a B, es más interesante lo que pasa o pase con Beatriz, que Regina, insufrible en sus monologos exigindo verdades a las villanas (la verdad q este personaje me hace ver atractivas a las mocinhas bobas), pero hay personajes y actores que no van, como Evandro, Thiago Fragoso como protagonista, y un montón de otros que sobran como Braga Nunes!
      Por otro lado, la familia brasileña, le corto las alas al amor de Teresa y la madre de Beatriz, no recuerdo el nombre del personaje, ayer después de una reconciliación sentida entre ellas era necesario el beso!!! q por supuesto no se dió, y el abrazo q se dieron quedó tan forzado y poco natural...lástima. Pero si, los cambios hicieron subir un poco los números, pero no hay forma de q alcance los 30.

      Eliminar

¡Gracias por tu opinión! No olvides que necesitas identificación para dejar tu comentario. Averigua cómo registrarte haciendo click aquí.